JUEGOS EDUCATIVOS PARA REALIZAR EN CASA

JUEGO PARA TRABAJAR EL VOCABULARIO EN IDIOMAS

  • STOP

Consiste en decir una letra al azar y a la cuenta de tres comenzar a escribir animal, objeto, comida….que empiecen por la letra anteriormente elegida. El primero que acabe debe decir STOP, en ese momento todos dejan de escribir y se suman los puntos. Las respuestas correctas que nadie comparta cuentan 10 puntos, las respuestas que tengan en común cuentan 5 puntos cada uno y las respuestas incorrectas o vacías cuentan 0 puntos.

Se trata de un juego muy entretenido para pasar el rato en casa tanto con los niños, como si queremos añadir más categorías y hacerlo los adultos.

 DESCARGAR :
INGLÉS
FRANCÉS
ESPAÑOL
  • MEMORY

Aquí os dejamos el primer memory de animales en inglés y en francés.

DESCARGAR :
MEMORY ANIMALES-05
MEMORY ANIMALES-04
MEMORY ANIMALES-03
MEMORY ANIMALES-02
MEMORY ANIMALES-01

ACTIVIDADES PARA TRABAJAR EN CASA

Gramática-lengua  <<< Ejercicios

Matemáticas-Primaria >>> UNIDAD DE MEDIDA

 

A partir de experiencias como una enfermedad o situación en la que se deben suspender las actividades fuera de casa, una se da cuenta de lo poco acostumbrado que se está a la lentitud, a organizar con tiempo las rutinas necesarias para el día a día, a fin de poner la mente a trabajar en un orden más flexible tal vez, pero que nos permita disfrutar de la calma sin sentir que nuestra vida se ha detenido y que el total de posibilidades (por las que antes hemos luchado) se convierte en una especie de aburrimiento por no saber qué hacer, dónde empezar, o afrontar lo que, por falta de discernimiento, se convierte en un caos.

Además de la lectura, los juegos de equipo, sopas de letras… es muy enriquecedor cocinar, hacer repostería, manualidades, dibujo, pintura, cerámica, etc. Es más, para quienes necesiten instrucción porque no tienen ideas ni experiencias, existen tutoriales en youtube de todo lo que se pueda buscar. Así que no hay excusa a la hora de organizar un par de semanas de estancia en casa. Podemos convertirlo en un caos o en una oportunidad de explorar y practicar temas o actividades que en la vida diaria no se tiene.

Tampoco es preciso dejar de lado la actividad física ya que podemos practicar ejercicios en una alfombrilla, que pueden ir desde yoga o pilates hasta aerobic. De esta manera, además de oxigenar los pulmones, ejercitamos nuestros músculos y nuestra mente produciendo endorfinas que contribuyen a mantenernos con un ánimo positivo.

Por ejemplo, dividir el día entre mañana y tarde y además de las comidas,  higiene limpieza, poner una rutina para las mañanas y otra para las tardes nos ayuda a pasar más tranquilas y rápido el día y terminar la jornada con la sensación de plenitud utilizando las horas del atardecer ya para irse relajando con una buena peli o libro.

Habrá personas  que por ser más pragmáticas o metódicas no necesiten este tipo de funcionamiento, ya que debido a esas características, se adaptan sacando recursos de cada situación y potenciando las oportunidades nuevas que surgen con creatividad.

Sin embargo, cuando hay niñas y niños en casa, es sumamente útil organizar las rutinas matutinas como las de tarde, ya que para ellos es muy estresante estar en un sitio cerrado varios días improvisando las actividades, luchando contra el aburrimiento y tratando de mantener una convivencia armoniosa. Por ello, es mucho más eficaz, organizarles las rutinas con flexibilidad por supuesto y dejarles también sus momentos para su libre actuación, de manera que la valoren, aprovechen y disfruten.

 

Estudiar para aprender o estudiar para aprobar

La vida de niñas y niños en estos tiempos es muy estresante, después de 5 horas de colegio, sus actividades extraescolares y las tareas tienen que reforzar (y en muchos casos) aprender los conocimientos básicos que estructuran los cimientos de los demás aprendizajes. Aquellos que, aunque siendo tan simples como la lectura y la redacción o el cálculo y la numeración; la mayoría de las veces se necesita practicar más, experimentar, descubrir trucos y hacerse con el dominio del proceso.

El inconveniente: el tiempo que necesitan, pues hay que distribuirlo entre un montón de tareas y temas que se deben trabajar cada trimestre. Además de los exámenes que tienen que estudiar, memorizando en muchas ocasiones para tener buenas notas.

 

ESTUDIAR EN VACACIONES

Hay cierta incertidumbre entre las familias acerca de las ventajas o desventajas de estudiar en vacaciones.

Algunas personas creen u opinan que los niños y niñas tienen que desconectar para recargar energías con vista al próximo curso. Desde luego, todos necesitamos desconectar y el verano es una época que invita al descanso y al ocio, ambos importantes para desarrollar la creatividad, las habilidades sociales o la relajación.

Sin embargo, leer un buen libro o hacer actividades de repaso, tanto del curso anterior como de aprendizajes básicos que necesiten refuerzo no tiene por qué ser una tarea estresante, se puede normalizar y convertirla en una actividad eventual de verano, asi como crear o colorear mandalas, leer revistas de entretenimiento infantil, etc. El secreto está en no convertir el estudio en una tortura.

Por supuesto que un verano sin libros ni deberes también es un verano de aprendizaje. Se aprende viajando, se aprende jugando, cocinando y organizando actividades de ocio, etc. Por lo tanto, las dos opciones son igualmente válidas, siempre y cuando, tanto una como otra se piense en favor del momento y desarrollo da cada niño o niña. Es decir, ponderando las emociones y vida social del niño y niña sobre todo el tiempo compartido en familia.

 

 

Cómo organizarnos para superar el SEGUNDO TRIMESTRE

Como todos los años, el segundo trimestre nos recibe después de las navidades, las cuales nos han relajado y por supuesto “desconectado de la atención y concentración de los exámenes”. Si a esto le sumamos los cambios estacionales, que traen días más largos y templados;  tenemos varios aspectos a los que adaptarnos para un trabajo constante, estratégico y concentrado.

El segundo trimestre es más corto, y en un abrir y cerrar de ojos se termina, por eso, es aconsejable planificar por adelantado los temas que se trabajarán durante el mismo y, con tiempo, empezar a leer y realizar los mapas mentales de los temas que podemos adelantar por nuestra cuenta. Dejando, de esta manera, para los últimos días (generalmente de exámenes) los aprendizajes que necesiten explicaciones y ayuda. Así, tendremos la mitad del trabajo asimilado con lo cual los días de evaluaciones sólo nos quedarán los repasos de ejercicios y simulacros de exámenes.

No debemos olvidar que para poder llevar esta tarea con eficacia es importante acompañar el trabajo académico con una buena gestión emocional.